La infección de oído

La infección de oído: causas y prevención

Es muy común sufrir una infección de oído en al menos una ocasión. Lo importante es poder reconocer los síntomas de esta afección para actuar cuanto antes y evitar que empeore el estado de la infección.

En este artículo nos vamos a centrar en destacar los diversos aspectos a tener en cuenta con respecto a esta clase de infección, y la información también te servirá para evitar su aparición en el futuro.

Es importante recordar que el oído es un componente del cuerpo que es un tanto delicado, y que cumple con una función muy importante. Estos hechos hacen que sea todavía más preciso prestar la atención necesaria a este órgano. En caso de no ser tratada debidamente, una infección de oído puede agravarse hasta el punto de convertirse incluso en una amenaza para la salud global del cuerpo, por lo que te recomendamos seguir las pautas que destacamos a continuación para tratar esta afección.

Lo que necesitas saber acerca de la infección de oído

Hay distintos tipos de infección de oído: la más común se trata de una inflamación del oído medio que también produce fluido. Esta infección es conocida como una otitis media. Veamos ahora las características de esta afección.

GAES Instituto Valenciano de la Sordera

Síntomas

  • Sensación de malestar general.
  • Hipoacusia (pérdida de audición).
  • Llenura en el oído.
  • Dolor.
  • Náuseas y vómitos.

Posibles causas

  • Resfriados no resueltos.
  • Alergias.
  • Infección de los adenoides.
  • Irritantes como el humo del tabaco.

Evidentemente, los niños y las personas ancianas son los más susceptibles a desarrollar una infección de oído por estas causas. Pero eso no quita que cualquiera que se descuide o que tenga las defensas bajas pueda sufrirlo también.

Tratamiento

Como venimos comentado, es vital controlar el estado de tu infección de oído para evitar se convierta en una afección crónica. En algunos casos, el cuerpo resuelve las infecciones por sí solo sin necesidad de tomar ningún medicamento. No obstante, aquí tienes algunas indicaciones a seguir para cuidarte:

  • Aplica agua tibia en el oído afectado.
  • Toma un medicamento para bajar la fiebre.
  • Utiliza gotas analgésicas.
  • Si es preciso, los antibióticos te pueden ayudar a combatir la infección y disminuir el dolor.

Recuerda que antes de seguir cualquier tratamiento, y para tener claro qué te ocurre exactamente, es esencial que consultes primero con un especialista para tratar tu infección de oído. Recuerda que ponemos a tu disposición nuestra red de centros en Valencia y Castellón.

Deja un comentario

La dirección de email y el teléfono no serán publicados.

18 − dieciseis =