limpiar tus audífonos es muy fácil

Limpiar tus audífonos es muy fácil: aprende a cuidar tus aparatos auditivos

Lograr una audición óptima y disfrutar al máximo de tus audífonos es el reto de quienes ya utilizan una solución auditiva en su día a día. Tras detectar la pérdida auditiva y recomendar el audífono más adecuado para cada persona, la labor de nuestros audioprotesistas será acompañarles en todo momento, resolver sus dudas y ofrecerles toda la información sobre cómo mantener limpios sus aparatos auditivos. En GAES descubrirás que limpiar tus audífonos es muy fácil, sea cuál sea el tipo de audífonos que utilices.

Hoy te traemos la Guía Completa de limpieza de audífonos; un breve resumen sobre qué pasos debes dar para tener siempre limpios tus aparatos auditivos, y qué herramientas debes tener a mano.

Limpiar tus audífonos es muy fácil

Primero, identifica qué tipo de audífonos utilizas, y recuerda que disfrutar de tus audífonos empieza por saber cómo darles el mejor uso y mantenimiento. Solo así conseguirás sacarles el mayor partido y prolongar su vida útil durante más tiempo. Si en tu día a día aprendes a seguir estos pasos, comprobarás que limpiar tus audífonos es muy fácil:

  1. Cepillar la parte exterior del micrófono, con el cepillo que incorpora.
  2. Extraer la cera del orificio de audición del molde mediante la herramienta quitacerumen.
  3. Limpiar el orificio de ventilación con la herramienta venting.
  4. Pulverizar el spray en la gamuza que encontrarás en el kit y limpiar la parte exterior del audífono y del molde. ¡Nunca pulverizar el spray sobre el aparato auditivo!
  5. Cepillar la parte interior del portapilas.
  6. Guardar el audífono en un lugar fresco y seco con el portapilas abierto y SIN pilas dentro.

  1. Cepillar el exterior del micrófono con el cepillo.
  2. Limpiar el orificio de ventilación con la herramienta Venting.
  3. Pulverizar el spray en la gamuza y limpiar el exterior del audífono intracanal. Recuerda que nunca debes pulverizar el spray directamente en el audífono.
  4. Cambiar filtros mediante la roseta portafiltros. Deberás girar la roseta de la posición de seguridad a la posición de acceso a un nuevo filtro.
  5. Mediante la herramienta de cambiar filtros, extraer un nuevo filtro usando el extremo de plástico.
  6. Sacar del auricular el filtro antiguo roscando con el extremo metálico de la herramienta de cambio de filtro.
  7. Ubicar el nuevo filtro en lugar del antiguo.
  8. Guardar en un lugar fresco y seco.

  1. Cepillar la parte exterior del micrófono, con el cepillo que incorpora.
  2. Pulverizar el spray en la gamuza que encontrarás en el kit y limpiar la parte exterior.
  3. Cepillar la parte interior del portapilas.
  4. Cambiar filtros mediante la roseta portafiltros. Girar la roseta de la posición de seguridad a la posición de acceso a un nuevo filtro.
  5. Mediante la herramienta de cambiar filtros, extraer un nuevo filtro usando el extremo de plástico.
  6. Sacar el filtro antiguo del auricular del molde, roscando con el extremo metálico de la herramienta de cambio de filtro.
  7. Ubicar el nuevo filtro en lugar del antiguo
  8. Guardar el audífono en un lugar fresco y seco.

Tu audición es única. Cuídala como se merece

Cuidar de tu audición está en las manos de nuestro equipo de audioprotesistas; el resto será cosa tuya: que solo te preocupes de disfrutar de todos los sonidos que te rodean en tu día a día. Pero recuerda, disfrutar de tus audífonos empieza por saber cómo darles el mejor uso.

En GAES queremos que le des el mejor cuidado a tus audífonos. Con estas instrucciones que te hemos dado, lograrás llevar de forma sencilla una rutina de limpieza diaraia con la que, desde el principio, garantizarás la mejor vida para ti y tus aparatos auditivos. Al estar siempre limpios y en perfecto estado, les sacarás el máximo partido y disfrutarás de una óptima audición en todo momento.

Para ello, no olvides tener a mano el KIT DE MANTENIMIENTO GAES, que te ofrecemos en nuestros centros auditivos y que incluye:

– Gamuza.

– Spray.

– Toallitas de limpieza.

– Cepillo con imán.

– Alambre anticerumen.

– Herramienta de limpieza venting.

  • Sistema de limpieza PerfectClean:

Además de seguir las pautas y hacer un buen uso de estos instrumentos, nuestros audioprotesistas recomiendan complementar estos pasos diarios con el uso del Sistema PerfectClean, un deshumificador de audífonos que te permitirá mantener tus audífonos alejados del polvo, la humedad, la suciedad y cualquier agente externo que pueda dañarlos.

Presionar un botón y dejar actuar. Así de sencillo es utilizar PerfectClean, la forma más inteligente de cuidar tus audífonos, ya sean retroauriculares, intracanales o RIC.

Indicaciones generales de limpieza de audífonos

Además de seguir los pasos específicos de limpieza que tu tipo de audífono requiera, desde nuestros centros auditivos te recomendamos que sigas algunas pautas generales que te ayudarán a disfrutar de la mejor audición cada día. ¡Toma nota y descubre que limpiar tus audífonos es muy fácil!

  • Maneja tus aparatos auditivos siempre con cuidado. Tus audífonos son dispositivos digitales muy frágiles que, con facilidad, podrían dañarse. Para evitar accidentes o roturas indeseadas, no dejes tus audífonos en lugares mojados, con humedad, en superficies donde pueda caerse, etc.
  • Mantén siempre secos tus audífonos. Mojar los audífonos podría dañar su funcionamiento. Solo tienes que pulverizar el spray en la gamuza y, entonces, aplicarlo sobre el exterior de tus audífonos. 
  • Evita que tus audífonos estén expuestos a temperaturas muy altas, o focos de calor directo demasiado intensas. Su funcionamiento podría verse dañado, como le ocurriría a cualquier otro dispositivo digital (teléfono móvil).
  • No te olvides de limpiar tus oídos. Tan importante es mantener limpios tus audífonos, como seguir una buena higiene diaria de tus oídos.
  • Mantén tus audífonos alejados de sustancias o productos químicos con los que puede convivir en tu casa. (Laca para el pelo, desodorante, perfumes, cremas, etc.)
  • Antes de nadar o ducharte, recuerda siempre retirarte tus audífonos y guardarlos en un lugar seco y fresco. Nunca en el baño, donde podría haber exceso de humedad.

Si tienes dudas o no sabes si le estás dando el mejor uso a tus soluciones auditivas, pide cita en tu centro auditivo GAES más cercano; nuestros audioprotesistas revisarán tus audífonos para comprobar que están en perfectas condiciones, asegurarán su correcta colocación y te aclararán todas las dudas.

Deja un comentario

La dirección de email y el teléfono no serán publicados.

quince + uno =